Gareth Morris y la flauta de madera que probablemente has escuchado en numerosas ocasiones a la cual ahora le ponemos nombre

Imagina que eres un flautista solista aún joven, buscando tu oportunidad para poner pie en arena profesional mientras disfrutas de una beca para estudiar con la Royal Academy of Music (RAM). Ahora imagina también que de repente te ofrecen la posibilidad de participar como solista en la Pasión según San Mateo de Bach en el Royal Albert Hall (RAH), lo cual es tremendo aunque aplica un pero, y es que el día del concierto en el RAH coincide con un ensayo con la orquesta de la RAM, donde te advierten que tienes la obligación de presentarte. ¿Qué haces?

Grabación con el The Dennis Brain Wind Ensemble de la Sinfonía núm. 31 en Re mayor de Haydn.

Gareth Morris fue uno de esos flautistas solistas que sirvieron de inspiración a numerosos compositores, los cuales compusieron obras para ser estrenadas por él, lo que le permitió estrenar piezas de Martinů, Poulenc y Prokofiev entre otros. Walter Legge le invitó a formar parte de la Orquesta Filarmonía en la cual estuvo a la batuta de Klemperer, Furtwängler y Karajan. También tuvo un papel protagonista en 1964 cuando se fundó la Nueva Orquesta Filarmonía, llegando a ser el presidente de la misma impulsado por Klemperer, hasta que un accidente en Nueva York en 1972 le dejó importantes secuelas físicas de las cuales nunca se recuperó del todo, renunciando entre otros a continuar presidiendo la orquesta.

Estuvo en la orquesta que en 1953 y bajo la dirección de Sir Adrian Boult acompañó la coronación de la Reina Isabel II del Reino Unido, para la cual el duque de Norfolk había reunido a los mejores músicos, de tal suerte que, por ejemplo, todas las cuerdas estaban en manos de solistas.

Gareth Morris con la Reina Isabel II del Reino Unido.
Gareth Morris con la Reina Isabel II del Reino Unido.
Por cierto, en la película “Hilary y Jackie” (1998), sobre la trágica vida de Jacquiline du Pré filmada de forma simultánea al libro que estaban escribiendo sus hermanos Piers y Hilary du Pré, Gareth Morris es presentado de la peor forma posible por cuanto habría arruinado la confianza de Jacqueline en sí misma cuando esta era estudiante a las órdenes de Morris en la RAM, donde Gareth era profesor desde 1945. Cosas que pasan.

La flauta de Gareth Morris era de madera y cuando se cumplen 89 años de su nacimiento, qué mejor para recordarle a él y su flauta que el “Benedictus” de la Misa en si menor de Bach, con Nicolai Gedda, la Nueva Orquesta Filarmonía y Otto Klemperer a la batuta.

Por cierto, en cuanto al dilema antes expuesto decir que Gareth Morris se decantó por ir al Royal Albert Hall a interpretar la gran Pasión de Bach. Bien hecho, maestro.


Johann Sebastian Bach
Misa en si menor
Benedictus
-
Nicolai Gedda, Tenor
Gareth Morris, Flauta
Raymond Clark, Violonchelo
Alvan Halverson, Órgano
-
New Philharmonia Orchestra
Otto Klemperer, director
1967